Cuando lo increíble pasa


Me gustaría decir que fue mientras hacía algo más significativo, simbólico o interesante pero no,  estaba buscando medias. No tuve mucho éxito pero sí encontré algo mejor: mi primera remera de los Ramones. No recuerdo dónde ni cuándo la compré, tampoco recuerdo qué pasó antes de tenerla. Hacía juego con mi mochila del colegio, era cortita y ajustada, lo opuesto de las XXL que tanto me gustan ahora. Al desplegarla sobre mis rodillas, vi a Joey, Johnny, CJ y Marky. Lo hice, lo dije, lo publiqué, lo conté y volví a contar pero jamás caí. Ni siquiera del todo ahora. Pensé: "Hablé con dos de ellos". Dos de los cuatro que están ahí, de los cuatro que escucho hace más de 10 años. Primero entrevisté a Marky -nota completa acá y acá-, después a CJ -próximamente-. Por un segundo volví en el tiempo y pensé que jamás me hubiese imaginado que iba a pasar algo ni remotamente parecido. Lo máximo, ver a alguno en vivo y eso ya me parecía increíble e improbable. Hace un par de años estaba en Palermo con Seba -Thelefon- y Marcelo Gallo -Expulsados, Marky Ramone's Blitzkrieg-, conocí y entrevisté a Marky, Michale Graves -Mitsfits- me dio la mano, se sentó al lado y pidió un café con leche. Hace un par de semanas, charlé de todo por 43 minutos por Skype con CJ, le mostré mi tattoo de los Ramones, le gustó y después escribió: "It was nice to meet you". Y de ahí ya no podía querer nada más, más que verlo en vivo el martes en El Sótano. Pero sí, pasó algo más. CJ compartió un post de este blog en su Facebook. Este blog en la fanpage de CJ Ramone. Me costó pensar en todo el día y todavía. No suelo detenerme tan exageradamente en las cosas, intento mantener la calma siempre -inclusive en el Lollapalooza con Molotov, Cypress Hill, Bastille, Alt-J y todo aquel que tuviésemos la bendita suerte de entrevistar #GraciasUltraBrit- pero con esto ya no puedo. Hoy no. Todo esto significa tanto para mí que tengo que decirlo. Cada uno tiene su banda 1, la que más lo marcó en la vida, la mia es y será Ramones. Todo lo que pasó es increíble, habla de ellos y sólo siento gratitud. Es la grandeza, es saber cuánto se puede impactar en la vida de alguien y hacerlo realidad. De eso se trata ser un verdadero ídolo.

Ahora sólo sé que uno -definitivamente- nunca sabe lo que va a pasar, que las distancias se acortan cada vez más y las posibilidades son infinitas, que Internet es increíble, que los Ramones son la mejor banda del mundo y que el punk está más vivo que nunca porque es eso: ser vos mismo y hacer las cosas a tu manera.


5 comentarios:

Cintia dijo...

Hola!!!! Ya fuiste a verlo??? O estás en Bs As?

Flor Nieto dijo...

Hola! Fui anoche, estuvo increíble, pronto subo fotos y cuento un poco porque la reseña de posta se publica el próximo mes. Gracias :)

Cintia dijo...

Buenisimo!!! Voy a estar al tanto de tus publis entonces!!! 😊

Anónimo dijo...

Hola Flor, te sigo desde que empezaste este blog y la verdad es re lindo ver como creces cada dia mas y como lo contas.
Sos una idola, muchos exitos para vos en todo y desde aca contenta de leerte.
Besos

Anónimo dijo...

Ya te dije...en un comienzo que me encanta como transmitis!! Éxitos Flor!!!