Otro diario de Comodoro

Caminar a La Anónima del barrio con mi hermana para comprar vino, birra, champignones y crema.

Hace un par de meses estuve en Comodoro y compartí la lectura del viaje y el reci de CJ Ramone, pero no las cotidianas que tanto me gustan. Uno no saca fotos todo el tiempo y estas son solo algunas. Fuimos a la Feria de las Colectividades -birra, caipirinha, rabas, varenikes y chucrut por siempre-, muchas películas, mucho descanso y también mucho trabajo -el horario de 9 a 5 se respeta siempre. Próximamente viajo de nuevo para las XX Jornadas Nacionales de Investigadores en Comunicación, para el Acto por los 30 años de la Licenciatura en Comunicación Social de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco, el cumple de mi papá y el mío. Cosa que encuentro sumamente necesario ya que la Tiroiditis de Hashimoto se disparó de nuevo y cualquier tipo de mimo viene bien.


Caleta Córdova un domingo a la tarde. 
Creo que no puedo más de lo que amo a este chico.
El disco de The Vines lo compré porque estaba a $2,99 en Musimundo.  
Creo que esa mañana le mordí la mano cuando intentó hacer que me levantara de la cama. 
Ella es purpurina y magia. 
Estaba trabajando en casa y estas flores llegaron, definitivamente no puedo más de lo que amo a ese chico.