Andy Bell: "Sería genial grabar un disco con los Pet Shop Boys"*


“No toco todos los días, no ensayo todos los días. Sólo cuando la fecha del show se acerca, ahí empezamos a calentar. Igual, siempre me gusta asegurarme de que mi voz sigue ahí. Canto algunas notas sólo para sentirla. Creo que viene más que nada de estar en contacto con...-interrumpe-, esperá, hay rayos y truenos acá. Sí, hay rayos y truenos acá ¿Escuchás? ¡Esa sí que es una tormenta de Miami!”. Cuando hablamos con él, Andy Bell estaba en Florida con Stephen Moss, su esposo, y su perro Angel. Esa misma mañana comenzaron a planear sus vacaciones en España antes de su nueva gira por Sudamérica.

El domingo 23 de agosto Andy Bell se presenta en el Teatro Vorterix y promete conjugar el pasado y presente en una noche. Un show entre hits de Erasure y discos solistas que comenzará con Hideaway, segunda canción de The Circus (1987). La primera vez del dúo británico en Argentina fue durante Wild! Tour, una gira de casi un año en donde visitaron 18 países: “Éramos muy populares, recuerdo haber visto mucha gente. Incluso tuve la sensación de lo que se sentirá ser Madonna, a donde íbamos veíamos gente siguiéndonos, gente gritando, eso no pasa hoy en día”. A Little Respect, Oh L’Amour, Always, Love To Hate You. La música de Erasure suena cada vez que se recuerda la década de los ‘80 y una porción de la historia del pop. Hoy Andy Bell tiene 51 años y sigue en movimiento. Cuenta que a veces se le ocurren melodías mientras camina por la calle, sus primeros pasos a menudo marcan cadencias que se transforman en canciones. 


-Erasure sigue, en el 2013 presentaron Snow Globe y en el 2014 The Violet Flame, ¿Se viene nuevo disco?

-Hay un disco que se viene en octubre por los 30 años de Erasure, una colección de aniversario. Cumplimos tres décadas, es hora de celebrarlo.

-¿Qué sentís después de tanto tiempo?

-La música es mi salvación. Creo que una vez que entra en tu sistema, una vez que está en tu sangre es imposible sacarla. A menos que te decidas a, no sé, ser un granjero o algo así. Creo que la música se convierte en una parte esencial de tu ser.

-¿Y el pop?

-La música pop es arte. Está de fondo en la vida de la gente. Es increíble cómo estas melodías influyen en el ánimo y en el humor. Creo que es genial estar involucrado en eso.

-A menudo al pop se le recrimina la falta de profundidad y sensibilidad. Tanto en Erasure como en tus discos solistas, la música es colorida, melódica, pegadiza pero completa, hay algo más ahí. 
-El arte también tiene diferentes colores. Algunas canciones realmente significan mucho para mucha gente, inclusive la de Britney Spears o Taylor Swift. Ellas generan un gran impacto en algunas personas. Depende igual, de dónde son, cómo son, qué están haciendo. Cualquier artista puede tener su momento de hacer canciones geniales. Yo me siento agradecido de ser parte del club afortunado que hace música y viaja por el mundo haciendo eso.

-En ese grupo también trabajaste con grandes músicos como Perry Farrell, Debbie Harry, Cyndi Lauper y más ¿Con cuál te gustaría hacer un disco?

-Creo que sería genial hacer un disco con Pet Shop Boys. Todos juntos. Sería un gran proyecto. 

-Además de discos con Erasure y carrera solista probaste la experiencia de hacer musicales ¿Lo disfrutaste?

-Sí, me encantó de verdad. Es una excelente disciplina y es genial aprender cómo interpretar un papel y explorar las emociones. También estar realmente solo en el escenario. Creo es la forma más vulnerable en la que uno puede dar un show y con una audiencia es todavía mejor. Me encantaría ser el Fantasma en El Fantasma de la Ópera y también me gustaría estar en Cabaret. 

-El mundo avanzó en ciertos aspectos y, aunque todavía existan sociedades un tanto arcaicas, la sexualidad, su libertad y derechos son tópicos cotidianos. En los ‘80 esto no era tan así ¿Qué te impulsó? 

Siempre fui una persona honesta y siempre quise ser abierto y decir la verdad. Es lo que mi mamá me enseñó. 

-Pero no sólo fuiste abierto al respecto, te comprometiste. 

Creo que es mi sentido de responsabilidad y creo que hacer música está bien pero no alcanza. Estoy feliz de hacer música pero para mí es igual de importante que tener un propósito. Cuando sos más joven no lo ves tan así, pero aprendés de la experiencia humana. Hacer música y ayudar a la gente va de la mano.

(*) Publicada en UltraBrit, agosto del 2015.

No hay comentarios: